Archivos Mensuales: marzo 2013

Festival Qingming, el día de los difuntos chino

Estándar
http://1.bp.blogspot.com/-8K1OKYcO_rE/TZ3qNyO-82I/AAAAAAAAAKg/-GjkuU3rxGk/s1600/qingming%2Bchildren.jpg

foto del blog Gladney China Adoption:

Con la llegada de la primavera y el buen tiempo en China queremos asegurarnos de que nuestros antepasados están bien. Por ello tenemos nuestro particular día de los difuntos, el Festival Qingming, que coincide normalmente con el cinco de abril del calendario gregoriano o  el decimoquinto día a partir del arranque de la primavera.

El Festival de Qingming se lleva a cabo con el objetivo de enaltecer a nuestros antecesores ya fallecidos y asegurarnos de que se encuentran bien. Aquí, en España, visitáis los cementerios para llevarles flores y recordarlos. En China este festejo se conoce como Día de Limpieza de Tumbas porque también acudimos a los cementerios a limpiar los nichos de nuestros ancestros y a llevarles comida. Otra costumbre del festival es quemar ofrendas en papel, ya sean réplicas de casas, coches, ropa e incluso bolsas de Vuitton y todo ello para que los difuntos puedan aprovechar la otra vida con estilo y glamour.

El final de esta fiesta supone el comienzo del buen tiempo y, por tanto, el inicio del arado de la tierra. El nombre de “Qingming” responde a la llegada de un aire cálido y nítido que representa la despedida del invierno y el arranque de la primavera, el mejor momento para disfrutar de la naturaleza; por ejemplo, se llevan a cabo reuniones para volar cometas o se plantan árboles. Alrededor de dicha festividad también hay una tradición gastronómica interesante. La comida en estos días es ligera pero elaborada; uno de los platos preferidos por estas fechas es el qingtuan o bolas de arroz verdes. También son típicas las golondrinas de masa de harina para dar la bienvenida a las aves o los runbing en la región de Fuijan, una especie de rollito de pan relleno de carne picada.

Os invitamos a que participéis en esta celebración e indaguéis sobre todas sus costumbres y tradiciones, os daréis cuenta de que nuestras culturas no son tan distintas.

Anuncios

Viaje al Oeste, una joya de la literatura china

Estándar

En la cultura occidental pocos son los que se atreven a indagar en las grandes obras de la literatura china y es que probablemente a muchos les “suene a chino”.  Sin embargo, el manga siempre ha gozado de gran éxito en los países occidentales. ¿Quién no ha visto Mi Son Goku o Dragon Ball? La mayoría de vosotros habréis visto estos dibujos animados japoneses o al menos habréis oído hablar de ello. El personaje  principal Son Goku se inspira en Sun Wukong uno de los protagonistas de Viaje al Oeste, una obra clásica de la literatura china.

A pesar de sus casi más de quinientos siglos de antigüedad, esta novela se considera actualmente un libro imprescindible entre los adolescentes chinos. El responsable de esta maravilla literaria se desonoce, aunque muchos atribuyen su autoría al erudito Wu Cheng’en.  La historia cuenta el viaje del monje Chen Hsüan-Tsang a la India en busca de escrituras budistas. En su peregrinaje conocerá a tres demonios que le acompañarán y le ayudarán a lidiar con los obstáculos que van encontrándose por el camino. El mono Sun Wukong, el duendecillo de agua Sha Seng y el cerdo Zho Wuneng son los tres discípulos del monje que tendrán que enfrenatrse a los peligros y a los monstruos que se interpondrán en su recorrido. ¿El objetivo? Llegar a la Montaña del Espíritu donde se convertirán en budas como premio por su lealtad.

El Rey Mono, Sun Wukong, se ha convertido con el tiempo en el verdadero protagonista de esta historia. En Asia goza de una popularidad enorme; el personaje de Son Goku de Dragon Ball es el que lo ha llevado a la fama y es comparable a Mickey Mouse en Occidente. ¿Y Viaje al Oeste? Podría decirse que es como El Quijote chino. Además Viaje al Oeste también ha inspirado viedojuegos, alguno de los episodios de la serie manga Naruto o películas como El reino prohibido. Os animamos a sumergiros en este viaje junto con sus entrañables protagonistas; un trayecto espiritual hacia la sabiduría que además os permitirá conocer la cultura china y entender la filosofía del budismo. Y echaros unas buenas risas.